EuroKolada
Diario deportivo de Alicante

Un Lucentum de diez (84-65)

GUSTAVO L. SIRVENT

Sobresaliente está siendo la nota del expediente académico del Lucentum esta temporada. Sólo le faltaba redondearlo en número. Ayer lo consiguió con su décima victoria del curso frente a Adesavi (84-65). Además, el triunfo número 10 establece un nuevo récord en la historia del club en el arranque de una competición oficial. Aunque las comparaciones sean odiosas y más con la diferencia de categoría en la que militan, los de Kuko Cruza han batido el registro del plantel que entrenaba Trifón Poch en la campaña 2004-2005, que se quedó con nueve.

Desde el salto inicial, el cinco lucentino aplicó a rajatabla el libro de ruta que marca su entrenador en cada partido: defensa asfixiante al hombre y contraataque o transiciones rápidas. Cerrar las líneas de pase se convirtió en una obsesión para los locales, que ahogaron el movimiento de balón de los sanvicenteros, que consumían los 24 segundos sin encontrar tiros francos. Un triple de Adriasola y dos de González dispararon al bloque del Centro de Tecnificación (19-4, m.6). A partir de ahí, el cambalache de canastas fue una constante hasta cerrar el acto 27-16.

Nada iba a variar en los segundos diez minutos, puesto que el plantel de Alicante seguía trabajando intensamente atrás y el de San Vicente no encontraba vías de anotación. En ésas, Dani Adriasola cogió la batuta anotadora, si bien fue González quien con un triple se encargó de estirar las rentas hasta los 19 puntos (39-20, m.16). Los de Juan Lillo tuvieron un atisbo de reacción gracias al buen hacer de su alero Pascu Martínez, lo que les dejó 17 abajo al descanso (45-28).

El intermedio no sentó bien al Lucentum, que se dejó en el vestuario los papeles del guión que estaba escribiendo en la primera parte. Los primeros minutos fueron imprecisos en casi todos los órdenes del juego con errores en los pases y falta de concentración en defensa. Aun así, el buen acierto en el tiro permitió mantener las diferencias. Este lapsus no lo aprovechó Adesavi para recortar y la distancia aumentó hasta los 25 puntos (58-33, m.25) con una canasta más tiro libre adicional de Masllorens. Ahí hubo un cortocircuito en los locales, del que los sanvicenteros sí sacaron tajada corriendo al contragolpe. Crivillés, Cantos, Martínez y Adrián Gimeno dieron algo de luz a los visitantes y rebajaron las rentas a los 19 puntos (64-45).

Hubo charla de Cruza en el parón reglamentario subiendo el tono más de lo normal ante la laxitud de sus jugadores y ésta surtió algo más de efecto, pero sin llegar a ser la panacea porque volvió a ver desconexión en la cancha. A pesar de todo, las diferencias se mantuvieron y el cuadro de Alicante sigue líder invicto del grupo B de la Primera Nacional. La próxima semana, el Lucentum visita la pista de Maristas Valencia (sábado, 18 horas).

You must be logged in to post a comment Login

¿Qué opinas?