EuroKolada
Diario deportivo de Alicante

La justicia anula y deja sin efecto la sanción impuesta al portador de la pancarta “Ortiz, gracias y adiós”

J. A. SOLER / @jasoler65

El Juzgado  Nº 1 de lo Contencioso Administrativo de Alicante ha estimado el recurso presentado por Manolo Piera, abonado del Hércules, contra la Subdelegación del Gobierno en Alicante en relación a la sanción impuesta por exhibir la pancarta “Ortiz, gracias y adiós” en el estadio Rico Pérez durante la celebración de un partido de fútbol del equipo alicantino el 26 de mayo de 2014.

La sentencia del juicio, que tuvo lugar el pasado 20 de febrero, “anula y deja sin efecto” la sanción impuesta al portador de dicha leyenda que ascendía a 600 euros y un mes sin poder acceder a recintos deportivos. Según el fallo, “contra la presente resolución no cabe recurso alguno” por parte de la Subdelegación del Gobierno en Alicante.

El juez ha reflejado en la sentencia que “del análisis del conjunto de prueba practicada puede conluirse que no ha resultado desvirtuada la presunción de inocencia del recurrente y si la presunción de veracidad de los hechos recogidos en la denuncia” para añadir que “los testigos presenciales de los hechos conformaron en sus declaraciones que el recurrente no salió corriendo a la llegada de los agentes de la autoridad, como tampoco enervó los ánimos de los que se encontraban a su alrededor al tiempo en que le era retirada la pancarta que exhibía”.

La sentencia también recoge que “con la prueba documental fotográfica (aportada por EstadioDigital.es) se acredita que la pancarta que motivó la actuación de los agentes a requerimiento de un vigilante de seguridad del estadio, únicamente decía “Ortiz, gracias y adiós”, mensaje en el que no cabe apreciar matiz alguno que suponga una alteración del orden público en recinto deportivo, sino mera crítica a una gestión deportiva. Además, tanto la aludida crítica -expuesta en la pancarta- como los hechos concretos acaecidos en relación al recurrente, se enmarcaron en un clima generalizado de protesta, apreciable en todo el estadio, hecho que pusieron de manifiesto los testigos así como los artículos publicados a posteriori en los medios de comunicación que se hicieron eco del aludido ámbito generalizado de la protesta”.

Este fallo, además de librar a Manolo Piera, abonado del Hércules y autor del libro herculano “Cabeza Negra”, de una sanción deja en evidencia la actuación de la seguridad del estadio y de los agentes de la Policía que acudieron a retirar la pancarta “Ortiz, gracias y adiós” por orden expresa de la SAD al considerar en ese momento que “tapaba publicidad en el estadio”, algo que el entonces dirigente del Hércules y persona de máxima confianza admitió públicamente  “como un error por parte de alguien del club”.

 

You must be logged in to post a comment Login

¿Qué opinas?