EuroKolada
Diario deportivo de Alicante

El nivel del periodismo

ANTONIO SALCEDO / El Blog de Confiesa

Comentaba en el editorial del último programa “El Penalti” que iban a salir bufanderos con ganas de agradar, como esos perros sin amo que saltan en busca de un trozo de pan, y ya han salido varios.

Hoy me ha llegado el tweet del llamado Látigo Serrano,  que lanzaba, de parte del madridismo, una peineta al Barça y a su afición. En apenas 3 minutos deja escapar por la comisura de su boca toda la baba verde que lleva acumulada tras tantos años de derrotas, algo nunca bien soportado por ese tipo de tribu, que veian en Mou al ídolo, el gran general que comandaba las tropas y en el pisotón de Pepe a Leo un acto heróico, casi a la altura de la pelea con Casquero.

Su disgusto (posiblemente aun no superado) por no haber entrado con la División Azul en la Diagonal y que nadie lo haya hecho (su última esperanza) lo tiene desquiciado. Y eso que no nos contó lo que haria con la famosa División esa, pero nos lo imaginamos viendo el perfil del individuo.

Si esto fuera un pais normal y el medio en el que escribe el Látigo fuera otro, el lunes (siendo generosos,) tendría la cuenta preparada y ya estaría en la cola del INEM esperando un hueco para vomitar su bilis, una bilis tan fuerte que cuando le quiten una muela tendran que desinfectar la silla del dentista por si cae una gota de saliva y tirar la pileta donde se enjuagan por si contagia.

Pero aqui hasta puede que lo asciendan. Pueden ascenderlo a bobo de primera aunque seguro que donde trabaja el puesto se lo queda el jefe. Qué pena en lo que se está convirtiendo este bendito oficio de periodista, que permite a tipos como ese tal Serrano insultar, despreciar y ofender a una afición  y a todo un pueblo en nombre de un madridismo que ya no se lleva, de un madridismo casposo que renueva sus tatuajes del yugo y las flechas en el corazón y que ya no es mayoritario.

En el madridismo de ahora hay más gente que respeta de la que le gustaría al tal Serrano, hay más gente que no cultiva el odio de la que le gustaría al tal Serrano, hay más gente honesta que como el tal Serrano. Ya no se lleva lo de parar a Messi por lo civil o por lo criminal, y muchos ya no brindarían con champagne del caro si le partieran la pierna por dos sitios.

La intervención del tal Serrano, su barriobajerismo insultante y despreciable habla de Serrano más de lo que podamos hablar los que le critiquemos. El tal Serrano no podrá superar en su vida (que espero que desde el punto de vista periodístico sea corta) haberse arrastrado tanto y tal vez ni siquiera las lentejas justifiquen su permanente postura ante el amo, que eso a la larga se convierte en artritis.

Sus palabras seguirán sonando en el tiempo como una cacofonía de la vulgaridad, como un canto a la indedencia, como un homenaje a la estulticia. Y tal vez sea el momento de que la comisión antiviolencia analice sus palabras, porque eso lleva encima más violencia que muchas obras de teatro en carnaval, y su contenido tampoco es para niños.

La peineta del tal Serano le dará fama y le renovarán el  contrato en los sitios en los que deposita su bazofia, pero el tal Serrano sabe que desde ahora será, periodísticamente hablando, la parte central de un sandwich vacío, la mancha de un calzoncillo tras una noche de miedo, o el papel higiénico de alguien que engaña a la novia con su mano derecha. Un poco menos que un trozo de excremento

You must be logged in to post a comment Login

¿Qué opinas?