EuroKolada
Diario deportivo de Alicante

El Lucentum borda su novena sinfonía (46-85)

GUSTAVO L. SIRVENT

El Lucentum está imitando a las grandes orquestas sinfónicas, que en ningún momento desentonan. Su director, Kuko Cruza, tiene a todos sus instrumentistas conjuntados para un único fin y, hasta el momento, lo está consiguiendo. El grupo alicantino realizó una gran actuación ayer para que la novena victoria sonara cual sinfonía celestial y lo más importante, continúa en lo más alto sin mácula. Lo hizo en la pista del Escolapias y con una superioridad incontestable (46-85).

Los primeros compases ya anunciaban una tarde estelar para el cinco alicantino. Fuentes, González y Masllorens abrían el concierto anotador y permitían al plantel de Alicante distanciarse en el electrónico (0-7, m.3). El jugador local Valero opuso resistencia a que el quinteto visitante sonara conjuntado, pero nada más lejos de la realidad, ya que los lucentinos seguían su ritmo y no lo iban a bajar hasta el final del choque (6-20, m.6). Buenas sensaciones de juego, tanto en defensa como en ataque, sonaron perfectamente al final del cuarto (12-27).

Dos mates de Lapeña y Remón y dos triples de Astilleros y Miñarro desarbolaban al bloque valenciano. Todas las piezas del Lucentum estaban sonando al mejor nivel de esta temporada sin que nadie pudiera decir lo contrario en la angosta pista del colegio Ramiro Jover. A medida que morían los minutos, la distancia fue in crescendo para la escuadra del Centro de Tecnificación para llegar a los 29 puntos de renta al descanso (21-50).
Escolapias buscó más el contacto en el tercer cuarto para intentar recortar diferencias y lo consiguió desde la línea del tiro libre. Su pívot, David Pérez, parecía enarbolar, por unos instantes, la bandera de la remontada, pero obtuvo respuesta de sus adversarios, sobre todo de López Valera. Las rentas se mantenían para los visitantes a falta del parcial definitivo (36-66).

En minuto y medio, el Lucentum mostró su mejor versión y afinó sus prestaciones para demostrar que no fue a Valencia a hacer turismo. Un parcial de 0-10 sepultó las mínimas esperanzas de los locales de una posible reacción. Las rentas en el electrónico permitieron a Cruza dar descanso a los habituales y que entrara en escena el júnior Álvaro Garrigós. De sus manos llegaron los dos puntos que dieron la máxima diferencia al cinco alicantino (38-80, m.34). A partir de ahí, el equipo visitante se dejó llevar y sumó su novena victoria, que sonó a sinfonía.

Anotadores

Escolapias Petraher: Esteve (3), Tobarra (2), Costa (2), Molina (6), Valero (5) –quinteto inicial–; Sirera (1), J. A. Rodíguez (-), García (2), Pérez (16), B. Rodríguez (5), Palencia (4).

Lucentum: Fuentes (15), González (13), Adriasola (9), Masllorens (11), L. Valera (6) –quinteto inicial–; Miñarro (8), Lapeña (9), Prats (1), Remón (5), Astilleros (7), Garrigós (1).

Parciales: 12-27, 9-23, 15-16, 10-19.

La jornada
En el resto de la jornada, Jorge Juan se impuso al Dénia (70-61), La Vila hizo lo propio ante Sueca (69-57), Adesavi cayó ante Benifaió (54-73) y L’Alfàs ganó a Guardamar (75-54).

You must be logged in to post a comment Login

¿Qué opinas?