EuroKolada
Diario deportivo de Alicante

Brotes verdes, nubarrones negros

J. A. SOLER / @jasoler65

El empate del Hércules en Girona ha servido para que Quique Hernández se mantenga al menos una semana más en el banquillo y, lo que es mejor, para comprobar que este equipo también puede cambiar de dinámica si mejora algunas aspectos en el terreno de juego. Son esos brotes verdes que parecen asomarse a la espera de traducirse de una vez en victorias porque la situación clasificatoria es delicada cuando la frontera de la permanencia se sitúa a cinco puntos.

Y es que con todo lo mal que está el Hércules en el aspecto deportivo, penúltimo y más cerca del colista que del primero que no baja, esta situación puede considerarse casi anecdótica teniendo en cuenta lo que se avecina a nivel institucional. El 20 de noviembre hay una Junta General de Accionistas para aprobar las cuentas de la temporada 2010-2011, la de Primera División, entre otros ejercicios.

Aquel año, que coincidió con la famosa autoimposición de la insignia de oro y brillantes del club, fue el germen de la ruina que llevó al Hércules a una deuda de 60 millones de euros sin contar los 18 del IVF gastados en ese mismo ejercicio y no pagados hasta ahora. Todo ello llevó a la SAD a su tercer concurso de acreedores en cuyo convenio se estableció una obligada ampliación de capital de tres millones de euros.

La primera fase de esta ampliación de capital de un millón y medio está prevista para enero. Javier Tebas anda ya con la escopeta cargada ante cualquier desliz en el proceso para enviar al Hércules al mismo sitio que al Guadalajara. Y el responsable de esta situación, el mismo que pensaba en Champions hace tres años, intentando desmarcarse del problema que él solito generó. Como el año de Primera.

Porque así, Tebas terminará consiguiendo su objetivo de terminar con el Hércules y el que lo maneja sin pegar un tiro. Ese trabajo parece que se lo hará su íntimo enemigo en Alicante. De ahí que el futuro inmediato del Hércules como institución presente unos nubarrones tan negros. Esa es la cruda realidad que va mucho más allá de si el baloncito entra más o menos. El partido más importante llega en enero y bien que lo sabe el presidente de la LFP.

You must be logged in to post a comment Login

¿Qué opinas?